¿Mi gato tiene parásitos? ¿Cómo saberlo?

0
270

Los parásitos son comunes en los gatos, sobre todo cuando a tu mascota le gusta escaparse para callejear un rato, pues los gatos suelen infectarse de parásitos con facilidad. Muchos no logran descifrar cuándo su gato tiene parásitos, pero es común que el minino baje de peso, tenga vómitos, diarrea o molestias internas que deben ser atendidas cuanto antes.

Claro, existen muchos otros síntomas de un gato cuando tiene parásitos, por lo que vamos a explicártelos a continuación.

¿Cómo llegan los parásitos a los gatos?

Todos queremos cuidar a nuestros gatitos lo más que podamos y, por ello, muchas veces tratamos de mantenerlos en casa para que no salgan a la calle y se llenen de parásitos, ¡pero en casa esto también suele suceder!

Los gatos pueden infectarse de parásitos de muchas maneras y cuando menos te lo esperas; por ejemplo, cuando son recién nacidos y son amamantados pueden contraer parásitos si la mamá gata está infectada; otra forma de contaminarse en casa es si llegan otros gatos a jugar con el tuyo o al estar en contacto con roedores, lombrices o cualquier ratoncito que se cuele por tu hogar.

Además, debes tener mucho cuidado con las pulgas, pues éstas son difíciles de percibir y saltan con mucha agilidad sobre su objetivo, que en este caso sería tu lindo minino.

¿Tu gato tiene toxoplasmosis?

¿Cuáles son los parásitos más comunes en los gatos?

Tenias o solitarias

Las tenias o solitarias son los parásitos más comunes en los gatos, y en la mayoría de los animales. Su nombre científico es Dipylidium y suele contagiar a los gatos a través de las pulgas que han saltado sobre él y que están infectadas con larvas de tenias o también pueden contraerse por mala higiene o al consumir agua o comida contaminadas.

Las tenias son parásitos planos que se adaptan a vivir en el intestino; cuando tu gato ha sido contagiado por ellas es normal que notes que se lama el área anal, pues siente picor e irritación debido a que en sus heces hay larvas de este parásito. Algunos problemas digestivos, así como el estreñimiento y periodos de diarrea suelen ser síntomas de que tu gato se contagió de solitarias.

Por cierto, hay varios tipos de tenias, pero las más comunes en gatos son: Echinococcus (en gatos salvajes de Europa, principalmente)Dipylidium caninum, conocida como la tenia de la pulga.

¿Te has preguntado por qué ronronean los gatos? Acá te lo contamos.

Coccidiasis

Esta enfermedad es producto de un protozoo que afecta el tracto gastrointestinal; aparece debido a los coccidios, unos protozoarios que pueden hallarse en las heces de los animales. Este tipo de enfermedad se contagia a los seres humano, por lo que la higiene diaria del gato es esencial para evitarla.

Además, cuando un gato ha sido infectado de este microorganismo, presentará diarrea (muy líquida) que debe vigilarse y atenderse porque si se deja por mucho tiempo ocasionará la muerte de tu mascota.

¿Mi gato tiene fiebre, cómo saberlo?

Gusanos redondos

Los gusanos redondos, también llamados ascáridos, son los más comunes en los gatos; dentro de ellos, los más conocidos son Toxocara cati y Toxascaris leonina. La forma en que un gato se contagia es al estar en contacto con las heces o alguna superficie contaminada por larvas de estos parásitos, los cuales son extremadamente resistentes y duraderos, tanto fuera del animal como dentro de él.

 

Este tipo de gusanos se multiplica con gran facilidad, por lo que una puesta puede contener hasta unos 300 mil huevos ¡cada día!

Por lo general, los gusanos redondos no causan síntomas visibles en los gatos, pero con el paso del tiempo, cuando ya son muchos, notarás que la panza del gato está hinchada y pueden aparecer vómitos y diarrea. Cuando estos gusanos ocupan los pulmones, entonces aparecerá la tos y ciertas dificultades respiratorias.

Anquilosomas

Los anquilosomas o parásitos ganchudos son parásitos que extraen su alimento de los tejidos y la sangre del gato. Les encanta vivir en el intestino de los animales. La forma más común en que un gato se infecta de anquilosomas es al lamer superficies donde hay larvas de estos parásitos o que los mismos parásitos logren introducirse en la piel del gato.

Quizás te interese: cómo saber mi gato está enfermo.

Giardia lambia

Giardia lambia es el nombre del parásito que produce giardiasis, aunque existen otras variedades, como Giardia intestinalis o Giardia duodenalis.

Este tipo de parásito flagelado es muy pequeño y, por lo general, los síntomas que se notan en un gato con giardiasis son: heces con un poco de sangre y mal olor, diarrea líquida, pérdida de peso, entre otros. Sin embargo, no todos los gatos presentan síntomas.

Síntomas de gatos con parásitos

Como ya explicamos, cada tipo de parásito producirá síntomas distintos, pero por lo general un gato infectado de parásitos estará:

  • Con el vientre inflamado
  • Con las encías pálidas
  • Con debilidad y cansancio constante
  • Con diarrea, vómitos y/o regurgitaciones frecuentes
  • Material fecal muy oscuro
  • Con falta de apetito

Por cierto, acá puedes saber por qué vomitan los gatos.

Nota final

La higiene adecuada es vital para que tu gato no se infecte de parásitos; debes vigilar que las heces sean recogidas y desechadas cada día, así como debes cuidar la alimentación de tu mascota y el agua que bebe. Utiliza algún producto para desparasitar a tu gato cada cierto tiempo, pues así disminuyes el riesgo y, por lo demás, mantente atento acerca de cualquier cambio o síntoma que presente el gato, pues podría ser una señal clara de que tiene parásitos.

Puedes encontrar más artículos de este tipo en nuestra sección mascotas, así que no dudes en pasarte por ella.

Dejar respuesta