Que ver en Hungria | Las maravillas terrenales de Hungria

0
1054

Este singular país ubicado en Centroeuropa es, curiosamente, uno de los países que más visitantes recibe anualmente, cerca de 10 millones de personas se trasladan a Hungría, por sus parajes, locaciones, gastronomía y sin fin de actividades que dispone la bella Hungría para el disfrute de sus visitantes, e incluso de los citadinos mismos.

Tal vez nunca habías oído hablar de él y puede que sea gracias a su pequeño tamaño, pero este país tiene su propio idioma, el húngaro, que es la lengua no indoeuropea con más hablantes en toda Europa. También encontrarás el segundo lago termal más largo del planeta, el lago más grande de Europa central y la Unesco ha designado muchos lugares y monumentos como Patrimonios de la Humanidad. ¿Sorprendido? Esto es solo el comienzo.

¿A dónde ir en Hungría?

Ya te mencionamos que Hungría tiene el lago más grande de Europa central, pues esta maravilla natural no solo es reconocida por su tamaño, en las aguas del Lago Balaton los turistas pueden ir a nadar, hacer windsurf, pescar e incluso navegar en lanchas a motor y, por si fuera poco, la diversión no termina al caer la noche ya que puedes disfrutar de diversos bares, pubs y discotecas en sus alrededores.

¿Te gusta la música? Pues no dejes de asistir al Balaton Sound, celebrado desde 2007. Y, ¿quién no ha oído hablar del festival de música de Budapest? Celebrado en la “isla del viejo Buda” este festival atrae más de medio millón de turistas de casi 100 países, dura una semana y sin duda, es uno de los eventos musicales y culturales más grandes del mundo, contando con la participación de más de mil grupos.

Uno de los tantos Patrimonios de la Humanidad que tenemos en Hungría (declarado en 1987) se encuentra en la colina que preside al Danubio y es el Castillo de Buda, ubicado en la capital de este país. El castillo destaca no solo por su increíble ubicación y apariencia externa, sino también porque en su interior se encuentra la Galería Nacional y el Museo Histórico de Budapest.

En Budapest, también frente a las majestuosas aguas del Danubio podemos apreciar el edificio más grande de Hungría, el Parlamento Húngaro que guarda en su interior aproximadamente 700 habitaciones y nada más y nada menos que la corona sagrada de los reyes húngaros. Otra edificación maravillosa que no solo te quita el aliento por apariencia sino también por los secretos que guarda dentro de sus paredes.

Si quieres relajarte un poco después de todo el recorrido que diste por Budapest ¡no te preocupes! Esta ciudad se caracteriza por tener una gran cantidad de spas de todo tipo donde te atenderán como si fueras de la realeza mientras disfrutas de un buen masaje, también puedes sentarte a disfrutar de un café o ir de compras, lo que se adapte a tu gusto y ánimo.

Pero no todo el atractivo está en Budapest, La Basílica de Esztergom ubicada en un pequeño pueblo de éste mismo nombre es otro de los Patrimonios de la Humanidad, con vista a las aguas del Danubio y es, sin duda, un lugar con alto valor histórico debido a que en este edificio nació el primer rey húngaro y fue sede de los reinos de Hungría durante tres siglos.

Debrecen es la segunda ciudad más grande de este maravilloso país, y es en donde podemos encontrar iglesias, hoteles, bares, discotecas, plazas, baños termales y monumentos naturales. Pero el principal motivo que atrae a los turistas no es solo la celebración constante de los festivales callejeros, sino la gran llanura húngara, caracterizada por sus árboles y lagos que arropan y proveen un ambiente muy acogedor.

¿Eres amante de la naturaleza? Esto te va a encantar.

¿Cuántos bosques has visitado que se encuentren dentro de una cueva? Pues es tu oportunidad de visitar esta maravilla natural que parece sacada directamente de un cuento de hadas, en Aggtelek. Forma parte del complejo de cuevas más grande de Centroeuropa que se extiende entre la frontera de Hungría y  Eslovenia. Por supuesto, no podría quedar fuera del listado de Patrimonios de la Humanidad de la Unesco.

Y si lo que quieres es desconectarte ¡Apaga el celular y vente a Örség! Es un pequeño poblado escondido, cerca de la frontera con Eslovenia, donde podrás disfrutar de la vida campesina de Hungría. Casitas con techos de paja, graneros, animales por doquier, lagos y bosques que puedes disfrutar mientras paseas en bicicleta o a pie. ¿Recuerdan que les sugerimos que apagaran el celular? Pues no hará falta, entrar a este pueblito es un viaje en el tiempo, ¡no hay cobertura!

Para más relajación y desconexión te invitamos a ir de pesca o de caza, ya que, si te llevas tu caña de pescar hasta de vacaciones, en Hungría encontrarás un lago artificial que ofrece variedad de especies exóticas, y por si fuera poco, funciona todos los días del año, no importa la temporada en la que vayas. Si por el contrario te gusta cazar, también puedes hacerlo, encontrando conejos, jabalís, ciervos, gansos y una gran variedad de animales silvestres.

En Hungría puedes disfrutar de la experiencia que desees, si eres creyente del esoterismo debes saber que, según creencias esotéricas, en Hungría tenemos el corazón (o chakra) del planeta. Este es un sitio de paz el cual tienes que ver para creer, y si te gusta la aventura y deseas explorar, hay expertos que te pueden guiar en esta travesía, pero si no, ¡puedes hacer excursiones por ti mismo! no te preocupes, no te vas a perder en un país desconocido, los arboles tienen marcas de colores que te indican el camino a seguir.

Si en tus vacaciones estás buscando variedad, este país te ofrece lugares de paz, de historia, de diversión, de exploración, ¡todo en uno solo! No puedes dejar pasar la oportunidad de conocer este pequeño -pero inmenso en maravillas– país de Europa. Y no pienses que el idioma será un inconveniente, turistas de todo el mundo lo visitan constantemente y no será difícil encontrar alguien que hable español. ¡Anímate!

Dejar respuesta