Productos del huerto: verduras, frutas y hortalizas que no pueden faltar en tu dieta

0
48

A la hora de cocinar no hay nada mejor que poder contar con alimentos frescos y que hayan sido cultivados de la manera más saludable posible; como hoy día la gastronomía ha alcanzado un nivel muy alto, cada vez son más las personas que se desean seducir por sembrar verduras, frutas y hortalizas en sus casas.

Por eso, hoy te contaremos cuáles son esos productos del huerto que debes cultivar para llevar una dieta saludable y para que puedas preparar tus recetas favoritas teniendo todo a la mano.

¿Tener un huerto en casa?

Tener un huerto en casa tiene muchos, pero muchos beneficios; primero que nada, te aseguras de cultivar tus verduras, frutas y hortalizas según tu propio gusto, así como puedes cosechar productos más sanos, que no lleven tanto fertilizantes y que resulten más saludables para tu dieta.

Las verduras, frutas y hortalizas cosechadas en casa pueden aportar mayor cantidad de nutrientes, vitaminas, minerales y fibras necesarias para mantenernos fuertes y poder aprovechar mejor los beneficios que cada producto posee.

Muchos no se atreven a empezar su propio huerto, a pesar de que han entendido de que es momento de apostar por una alimentación más sana y ecológica; comprar alimentos cosechados de forma ecológica puede llegar a ser muy caro.

Un reportaje de 2017 realizado por una importante cadena de televisión española mostraba que para la mayoría de los españoles es más económico comer comida chatarra que comer frutas y verduras, lo que ha generado que existan ciudades con altos índices de obesidad. Y no es distinto para la mayoría de los países europeos.

En cambio, en los países latinoamericanos, resulta más económico acceder a frutas, verduras y hortalizas para incorporarlas a la dieta. Esta realidad no tapa el hecho de que todos, absolutamente todos, tenemos la posibilidad de poder cosechar, al menos, algunas hortalizas, verduras y frutas sin mucho inconveniente.

Por ejemplo, si vives en un piso, obviamente no posees un terreno adecuado para poder sembrar tomates, limones, naranjas, aguacate, espinaca o lechuga, por nombrar algunos, pero nada te impide tener un pequeño almácigo (como lo llamaba mi abuela) o semillero en el balcón donde siembres un poco de perejil, cilantro y cebollín.

Estas tres hortalizas son indispensables en toda dieta, y tenerlas a la mano, siempre frescas y en las porciones correctas, te reducirá muchos dolores de cabeza, como los que se originan cuando compramos mucha cantidad de estas hortalizas y en pocos días ya se han marchitado en la nevera. Créeme, me quité este dolor de cabeza cuando decidí tener un pequeño semillero en el patio de mi pequeña casa.

Otras plantas fáciles de sembrar y que no requieren mucho espacio son el ají dulce y la menta.

Ahora, si posees una casa donde tengas un pedazo de terreno, aún cuando éste no sea muy grande, puedes aprovecharlo para sembrar frutas y hortalizas que comúnmente utilizas para tus recetas; por ejemplo, recuerdo que mis abuelos tenían a la mano una variedad de plantas y no tenían mucho espacio.

Algunas de ellas son la guanábana, el mango, limón, naranja, toronja, cambur, mandarina, cilantro, cebollín, ají dulce, perejil, café, aguacate, lechoza (papaya), menta, entre otras. Esto era maravilloso, pues cada vez que se necesitaba cilantro para preparar el almuerzo, sólo había que ir recoger unas ramitas, por lo que su olor y frescura eran perfectos para preparar los mejores platillos.

¡Y que decir de las frutas! Había para comer a montón; durante la época de cosecha, uno se sentaba bajo el árbol de mango a comer y comer su fruto; siempre había un limonada y limones para las ensaladas, el pescado, los postres y las bebidas. Tener un huerto en casa resulta muy ventajoso para ti. ¿Te animas?

A continuación te contaré cuales son los productos que no pueden faltar en tu huerto y qué beneficios poseen para tu dieta.

Te puede interesar: cómo es el naranjo

Pimientos

Los pimientos son una de las hortalizas más importantes en la cocina; se utilizan para preparar numeroso platos, tales como ensaladas, condimentar carnes, para rellenarlos con alguna proteína, para los famosos burritos y para las ricas pizzas, entre muchos otras recetas. También se suele utilizar molido o secado.

Existe una gran variedad de pimientos o pimentón, como también se le llama, y cada una de esta variedad es rica en vitaminas, minerales, ácido fólico, entre otros, por lo que deja muchos beneficios para la salud, pues es una gran fuente de antioxidantes, fortalece el sistema inmunológico, es un analgésico natural, favorece el crecimiento y fortalecimiento del cabello, las uñas y los huesos y puede ser un aliado contra las células cancerígenas.

Puede comer pimientos crudos, asados, en vinagreta, horneados, guisado, en fin; este producto resulta muy versátil y es fácil de cosechar.

Lechuga

La lechuga es otra hortaliza muy común en nuestra cocina; es un producto de fácil cultivo y que puede cosecharse todo el año, pues existen muchas variedades de lechuga, así que puedes sembrar varias en un mismo huerto.

La lechuga forma parte de la mayoría de las ensaladas, pero también puede utilizarse como cama para vegetales, verduras y proteínas, y para preparar dips, cremas y purés.

Esta hortaliza es útil para las dietas cuyo fin es bajar de peso, mejora la salud respiratoria, es beneficiosa para la vista, mejora la circulación y actúa como antioxidante. Sus vitaminas y minerales son indispensables para el cuerpo.

Espinaca

La espinaca es una de las verduras de hoja verde que más fibra, vitaminas y minerales aporta para nuestro cuerpo; su intenso color verde es indicativo de que ésta beneficia la piel y ayuda a mantener el cabello fuerte y brillante.

Además, fortalece el sistema inmunológico, reduce los niveles de glucosa en la sangre, por lo que es útil para los diabéticos, disminuye los valores de la presión arterial, entre muchas otras cosas.

Con la espinaca puedes preparar platillos deliciosos, así que no dudes en incluirla en los productos de tu huerto.

Beneficios del aceite de pescado

Tomate

¡El tomate es el infaltable! Sea que lo consideres una fruta o una hortaliza, el tomate es el producto, junto con la papa, más utilizado a la hora de cocinar. O si no pregúntale a los italianos.

El tomate es muy rico en vitamina C, controla los valores de la tensión, evitando sufrir de hipertensión, mejora el sistema nervioso, mejora los procesos digestivos y bueno, es necesario para poder disfrutar de una crujiente pizza, un delicioso plato de pasta ragú o para una saludable ensalada.

El tomate, para muchos, es el rey del huerto y esta planta tarda en producir frutos unos 2 o 3 meses, dependiendo del clima.

Sandía o patilla

Es una de las frutas más deliciosas que hay, y sobre todo te recomiendo que la cultives para que esté lista para el caluroso verano. Su alto contenido en agua, o más bien su 90% de agua, la constituye como una de las frutas más aptas para el consumo durante la temporada de calor.

Es un diurético natural, es baja en calorías y posee muchos minerales y vitaminas que nos ayudan a estar sanos y fuertes. Su pigmento, llamado licopeno, ayuda a evitar enfermedades cardiovasculares.

Calabacín y calabaza (auyama)

Estas dos verduras son de fácil cultivo y sirven para preparar muchas recetas deliciosas y que son saludables para cualquier tipo de dieta. El calabacín no sólo es rico para preparar una crema o una sopa, sino que puede utilizarse para guisos, pastichos, ensaladas y rellenos. Esta verdura es rica en calcio, magnesio, potasio y fósforo; tiene un alto contenido en agua y posee vitamina A, vitamina C y vitamina B3.

En cuanto a la calabaza, también llamada auyama en algunos países, esta es común en muchos huertos de los países latinoamericanos, pues es un producto que no requiere de mayor cuidados para cultivarse. La calabaza es rica en muchas vitaminas, también contiene zinc, sodio, calcio, fósforo, potasio y posee aminoácidos y carbohidratos.

Suele utilizarse para preparar la popular torta de auyama, para sopas y cremas y hasta para infusiones.

Limón

No me extenderé mucho en el limón, pues puedes conocer los muchos beneficios de él en el siguiente artículo: cómo es el limonero (el árbol de donde proviene el limón).

Sin embargo, te adelanto que es una fruta sencilla de sembrar, que no ocupa mucho espacio y bastará con tener un solo árbol de limón para tener suficiente fruta de él. Es una planta que se cosecha todo el año, lo que la hace más ventajosa aún. El limón es una de las frutas más utilizas en la cocina, así que no esperes más para sembrar un árbol de limonero.

Cómo hacer una deliciosa limonada casera. ¡Apréndelo aquí!

Zanahoria

Es otra de las hortalizas más fáciles de tener en un pequeño huerto; la zanahoria forma parte de muchas recetas y es una fuente extraordinaria de vitaminas del grupo C, K, E y D. Esta raíz es beneficiosa para la visión, combate el estreñimiento, actúa como un diurético, broncea la piel y ayuda a disminuir o prevenir la aparición de tumores.

Además, los betacarotenos de la zanahoria parecen que ayudan a producir leche materna de mayor calidad. ¿No se te antoja un refrescante y nutritivo jugo de zanahoria con naranja? ¡Es la combinación perfecta de los saludable, cítrico y natural!

Aguacate

Aunque es una planta que lleva mucho tiempo para que crezca y de fruto, es cierto que esta fruta es una de las más saludables que exista.

El aguacate o palta constituye una de las fuentes vegetales más ricas en grasas naturales y actúa como un poderoso antioxidante. Sus grasas omega son indispensables para la salud, motivo por el que se está recomendando el consumo de aguacate en la mayoría de las dietas.

Otros productos del huerto

  • Acelga
  • Rabanito
  • Cilantro
  • Cebollín
  • Ají dulce
  • Perejil
  • Brócoli
  • Repollo
  • Coliflor
  • Guisantes
  • Papa
  • Ajoporro
  • Remolacha

Recuerda, cada producto es distinto, por lo que es bueno que consideres algunos aspectos como el clima, la época de cosecha y siembra, el tipo de semilla, forma de cultivo, espacio, entre otras cosas, antes de empezar a sembrar.

Para que le saques el mayor provecho a tu huerto, siéntate a evaluar qué verdura, hortaliza, o fruta es más útil para ti, pues así cultivas aquellas que en verdad utilizas con frecuencia.

Personalmente creo que sembrar las hortalizas que más utilizamos es muy provechoso, sobre todas aquellas del grupo que llamamos ‘ramas‘ que suelen marchitarse con rapidez dentro o fuera de la nevera una vez que han sido recogidas.

Además, es bueno que también siembres ciertas plantas o hierbas aromáticas que sirvan para preparar infusiones, tés o remedios caseros para curar malestares comunes como resfriados, dolor de garganta, dolor de oído, dolor de muelas, etc.

Por cierto, quizás te interese: cómo curar el dolor de garganta con remedios caseros.

El objetivo de tener un huerto es cultivar productos sanos y frescos y que sean útiles para nuestra salud, no sólo al utilizarlos para cocinar, sino como elementos útiles para aliviar síntomas y enfermedades comunes. Algunas hierbas aromáticas que pueden resultarte ventajosas tener en el huerto son: tomillo, hinojo, laurel, hierbabuena, albahaca, menta y romero.

Nota final

Tener un huerto de verduras, frutas y hortalizas en casa será muy útil para ti, pues así no tendrás que correr al mercado en busca de ese producto que usas a diario para cocinar, y te aseguras de consumir alimentos que han sido cultivados sin químicos u otras sustancias que, a la larga, resultan perjudiciales para la salud.

Te invitamos a visitar nuestra sección alimentación, donde tenemos muchos más artículos de este tipo que pueden resultarte muy interesantes, a la vez que te recordamos compartir este post con tus amigos en las redes sociales y dejarnos tus dudas o comentarios. ¡Será un gusto ayudarte!

 

Dejar respuesta