Cuáles son los beneficios de hacer cardio con regularidad

0
260

El cuidado y bienestar de nuestro cuerpo debe ser una prioridad diaria en nuestras vidas; por más ocupados que estemos siempre es necesario incluir, en la rutina diaria, unos minutos para hacer ejercicios, pues el cuerpo nos lo agradecerá.

Existe una variedad de rutina o actividades que puedes practicar para mejorar tu salud y beneficiar algunos órganos del cuerpo y es por ello que queremos persuadirte un poco para que consideres los ejercicios cardiovasculares, los cuales traerán grandes ventajas a tu corazón y  a tus pulmones, te ayudarán a mejorar la presión sanguínea y la circulación; además, te harán lucir muy bien físicamente.

 

¿Qué es el entrenamiento de cardio?

El entrenamiento cardio también se conoce como ‘aeróbico’, y es aquel donde se ejercitan los músculos mayores  del cuerpo durante cierto tiempo prolongado. Esto se hace con el fin de poner al cuerpo en movimiento para quemar grasas y mejorar la oxigenación del organismo.

Los ejercicios aeróbicos aumentan la frecuencia cardíaca, beneficiando el funcionamiento de nuestro corazón; dentro de los más conocidos y fáciles de practicar están la natación, el ciclismo, el trote, las caminatas, la gimnasia aeróbica, el patinaje, actividades donde tengas que pedalear y hasta esquiar o bailar.

La flexibilidad de hacer cardio dependerá de tu estilo de vida y personalidad, pues podrás escoger actividades cardiovasculares según tus intereses, al aire libre o hasta en el gimnasio. ¡Las opciones son muchas!

Si estás en casa todo el día o, simplemente, deseas ejercitarte al regresar del trabajo, entonces puedes optar por saltar la cuerda, trotar en tu patio, utilizar alguna máquina elíptica o escoger una rutina a través de videos de ejercicios.

En casa, las cintas de correr serán tu gran aliado para hacer cardio.

Imagen relacionada

¿Por qué es bueno el cardio?

El cardio es bueno en muchos sentidos; al considerar la ejercitación cardiovascular estamos amando nuestro cuerpo y estamos alargándole la vida.

Los aeróbicos permiten que la salud interna y externa del cuerpo se manifieste de forma espontánea, pues no sólo nos ayudan a lucir más atractivos y fuertes, sino que emocionalmente también nos fortalecen, mejorando nuestro estado de ánimo y favoreciendo algunos órganos indispensables del cuerpo, tales como el corazón, los pulmones y hasta nuestro deseo sexual.

Resultado de imagen para entrenamiento de cardio

No basta con tener una dieta adecuada, buena actitud emocional o tomar suplementos para el cuerpo, siempre será necesario mantenernos en movimiento para lograr quemar calorías y mejorar nuestra capacidad de oxigenación. Al hacer cardio, el movimiento se apodera del cuerpo, manteniéndolo activo y fortaleciendo sus músculos, haciéndolos más resistentes.

 

¿Cuáles son los beneficios de hacer cardio?

Son muchos de los beneficios que tiene el cardio para el cuerpo, pero el principal es que propicia una buena irrigación sanguínea, a medida de que se aumenta el ritmo cardíaco, lo que ayuda a prevenir ataques al corazón y enfermedades cerebrovasculares.

El cardio mejora la oxigenación de cada célula de nuestro cuerpo, ayuda a combatir el insomnio, mejora las defensas del cuerpo, mejora la salud mental y, debido a que propicia el aumento de endorfinas,  es un antídoto para algunas enfermedades como el estrés, la depresión, fobias, el pánico y  la ansiedad; quema la grasa, provee energía para el cuerpo, ayuda a bajar los niveles de triglicéridos y colesterol malo, mejora el peso corporal, tonifica los músculos y es preventivo contra el cáncer.

Ponernos en forma y perder un poco de peso es posible con la inclusión de una buena rutina de ejercicios aeróbicos unas 3 veces por semana; no es necesario que pases horas y horas haciendo cardio, sólo unos 20 o 30 minutos serás suficientes si tu plan es mantener tu volumen muscular y mejorar la salud interna del cuerpo.

Si deseas adelgazar, entonces si será necesario que incrementes el tiempo de ejercitación; tal vez a unos 60 minutos, unas 3 veces por semana.

Imagen relacionada

Beneficios de hacer cardio una hora diaria

Ya hemos hablado de los beneficios que tienen los ejercicios cardio vasculares en el cuerpo; algunas personas recomiendan hacer una de estos a diario, pero, como ya hemos dicho, unos 20 o 30 minutos podrían ser suficientes, según lo aconsejado por los cardiólogos.

Una hora de cardio diaria es necesaria si tu plan es adelgazar, pero hazlo máximo unos 6 días a la semana, para que goces de un día de descanso, como mínimo. Inicia tu rutina con 10 minutos de caminata, para que calientes los músculos y ten una corta rutina de estiramiento, al iniciar y al culminar, para que evites algún desgarre o lesión.

Al hacer cardio una hora diaria estás ayudando a tu metabolismo, estás adaptando a tu cuerpo a una rutina, quemas la grasa que vas consumiendo en el día y te mantienes activo, en movimiento, por lo que tu estado de ánimo será más saludable y gozarás de mayor energía para cumplir con todas las tareas diarias que tengas.

Además, como tu rutina será diaria, notarás cómo tu cuerpo va luciendo más atractivo más rápidamente, pues todo esfuerzo tiene su recompensa; lo que se traducirá en más confianza y seguridad mental.

Imagen relacionada

Hacer ejercicio de forma progresiva es una buena decisión para todos, pero el enfoque principal de ello no debe ser sólo lucir bien o adelgazar, sino ayudar a nuestro organismo a que se sienta bien internamente.

Imagen relacionada

Algunos dicen que como estamos por dentro se refleja en el exterior, por eso asegúrate de comer de manera balanceada para que la rutina de ejercicios sea verdaderamente eficiente. No te excedas en el tiempo de ejercitación, forzando tus músculos ni practiques ejercicios o actividades muy intensas que, lejos de permitirte disfrutar de la rutina diaria de cardio, te harán desmayar rápidamente o te causarán alguna lesión o incomodidad corporal.

Puedes acompañar tu rutina de aeróbicos con algunas pesas, para mejores y más rápidos resultados.

Por último, recuerda, cardio tiene que ver con movimiento, así que si puedes cambiar tu puesto en el tren o  tu viaje en coche para el trabajo o la universidad por una bici, esto sería el inicio de una excelente rutina de aeróbicos.

Si puedes cambiar el ascensor por las escaleras, o las gaseosas por abundantes vasos de agua, y los snacks y fritatas por pasapalos de fruta y verdura, entonces los resultados serán mayores y mejores.

No esperes más y comprométete con la salud de tu cuerpo; en algunos años lo agradecerás. ¡Mantén tu cuerpo en movimiento!

 

 

 

 

 

Dejar respuesta